volver

2020, el año en que los archivos digitales fueron imprescindibles

El cierre de bibliotecas y archivos por la pandemia llevó a más personas que nunca a visitar Biblioteca Nacional Digital, Chile para Niños y Memoria Chilena. Más de 2.600.000 usuarios llegaron a nuestros sitios y descargaron más de 2.100.000 archivos, cuatro veces más que el año anterior.

En 2020, la digitalización y puesta a disposición de archivos online fue una necesidad urgente para nuestros usuarios. Muchas bibliotecas y archivos debieron cerrar sus puertas como medida sanitaria por la pandemia de COVID-19, y con ello, investigadores, docentes, profesionales, estudiantes y lectores en general se volcaron a internet para encontrar fuentes e información.

Este comportamiento se tradujo en una explosión de visitas y descargas en nuestros sitios web. Biblioteca Nacional Digital recibió 1.170.793 visitas, que consultaron 3.504.815 páginas, lo que representa alrededor de un 82% y un 86% de crecimiento sobre el año anterior, respectivamente. 1.032.235 archivos fueron descargados desde la plataforma BNd, lo que equivale un 267% de aumento respecto de los 281.200 archivos descargados en 2019.

Chile para Niños aumentó en 37% sus visitas, con 511.397 visitantes estimados accediendo a la página, mientras que la descarga de archivos desde su plataforma fue de 169.161, lo que representa un crecimiento de un 140%. En el caso de Memoria Chilena, el sitio web mantuvo un altísimo nivel de visitas (7.074.652, un crecimiento de 14%) y descargas de archivo (911.110, un aumento de 32%).

Biblioteca Nacional Digital

Desde 2013 se lleva a cabo anualmente el programa de digitalización de la BNd, que tiene como objetivo incorporar nuevos materiales para la visualización y descarga. Las personas a cargo de la jefatura de cada sección seleccionan año a año documentos desde las distintas colecciones de la Biblioteca Nacional, atendiendo a cinco criterios generales: su pertenencia a las colecciones de la Biblioteca Nacional; su relevancia política, histórica, social o cultural; que formen parte del patrimonio cultural común de acuerdo a la Ley de Propiedad Intelectual, su estado de conservación (entendiendo la digitalización como una estrategia de preservación de las colecciones patrimoniales) y la demanda de usuarias y usuarios.

El año pasado, BNd digitalizó 28.402 páginas de las colecciones de la Biblioteca Nacional, provenientes de las secciones Archivo Fotográfico, Archivo de Referencias Críticas, Archivo de Láminas y Estampas, Fondo General, Hemeroteca, Mapoteca, Periódicos, Sala Medina, Sección Chilena y Colecciones Digitales.

Ademas, 75.532 objetos digitales fueron publicados en la plataforma, reunidos en 7.579 registros, lo que permitió poner a disposición de nuestros usuarios 12 nuevas colecciones: desde el Archivo Fotográfico, las colecciones de Julio Bertrand, Carlos Mujica, Carlos Cornejo y Álbumes; desde el Archivo de Láminas y Estampas, las colecciones Guillermo Deisler, Francisco Otta, Nemesio Antúnez, Julio Barrenechea Pinto y Fernando Quilodrán; en Colecciones Digitales, se conformaron las colecciones Periódicos en línea y Archivo Fotográfico Ilonka Csillag; desde el Archivo de Literatura Oral y Tradiciones Populares, la colección Alamiro de Ávila y los fondos Rodolfo Lenz y Roberto Parra.

En 2020, BNd publicó cuatro especiales desarrollados en colaboración con distintas secciones de la Biblioteca Nacional. Estos contenidos presentan una selección de objetos, en ocasiones de distintos formatos y orígenes, relativos a un tema en particular. En abril, se publicó Colección Hugo Gaggero, desarrollado en conjunto con Mapoteca para presentar material diverso acerca de la historia del edificio UNCTAD III. En junio, se sumó Colección Películas Familiares, con registros del Archivo Audiovisual, y en septiembre, se presentó Nuevo Rock Chileno, realizado en colaboración con el Archivo de Música. En noviembre, se añadió Coré y la ilustración chilena entre El Peneca y editorial Rapa Nui, realizado con el Archivo de Láminas y Estampas.

Una parte importante de la labor de BNd consiste en la cosecha de sitios para el Archivo de la Web. En 2020 se mantuvieron las cosechas a 37 sitios del Servicio Nacional del Patrimonio, además de 21 medios electrónicos y 1 sitio de patrimonio digital. También se amplió el alcance del Depósito Legal Electrónico, pudiendo incorporar 20 nuevos medios electrónicos, con un fuerte acento en publicaciones regionales: Alma Fronteriza, Arica Mía: El Portal de la Ciudad de la Eterna Primavera, Bio Bio Deportivo, Buenos Días Curacaví, Diario de Valdivia, El Marino, Futrono, Lago Ranco, Laguino, La Prensa, Paillaco, El Aconcagua, El Comunicador, El Concordia, El Líbero, El Magallánico, Elqui Global, Empresa Océano, Extranoticias y Los Ríos al Día.

Memoria Chilena

En 2020, Memoria Chilena debió alterar su programación de minisitios y cápsulas para adaptarse a la producción disminuida del Laboratorio de Digitalización, debido al cierre de la Biblioteca Nacional durante los meses de cuarentena en Santiago. Por esta razón, el trabajo se desarrolló, por un lado, en la investigación y publicación minisitios e investigaciones a partir de digitalizaciones que se hicieron durante los primeros meses de 2020 y, por otro lado, en la revisión y reedición de algunos minisitios considerados centrales en Memoria Chilena -muy consultados y más antiguos-, con el fin de incorporar más información y profundidad con nuevas investigaciones.

Bajo esta nueva forma de trabajo, se investigaron en total 29 minisitios: 8 minisitios nuevos y 19 nuevas versiones de minisitios centrales, además 2 dos minisitios que combinan ambas labores. Dentro de los minisitios nuevos, se investigaron: Salud Mental en Chile (1852-1940), Revista Juventud (1911-1951), Ismael Valdés Vergara (1853-1919), Revista Claridad (1920-1959), Adolfo Murillo Sotomayor (1838-1899), La Constitución de 1833, La Nación (1917-1927), El Progreso (1842-1853), La Linterna del Diablo (1867-1876) y Eloísa Díaz.

Los minisitios que fueron revisados y reinvestigados fueron: María Graham (1785-1842), José Toribio Medina (1852-1930), José Domingo Gómez Rojas (1896-1920), La industria del salitre en Chile (1889-1930), La sátira política en Chile (1811-1898), Movimiento Literario de 1842, El Congreso Nacional de Chile (1811-1925), Romanticismo en Chile (1840-1890), Alberto Blest Gana (1830-1920), El Partido Conservador (1823-1921), Realismo en Chile (1850-1950), El Partido Radical, El Partido Socialista de Chile (1932-2010), Mariana Cox Stuven (Shade) (1871-1914), Amanda Labarca Hubertson (1886-1975) y Winett de Rokha (1892-1951).

En 2020, Memoria Chilena tenía como meta publicar 20 minisitios. Como parte del cumplimiento de este objetivo, se publicaron 119 nuevas cápsulas y se editaron 25 cápsulas ya existentes. A la vez, 936 objetos digitales fueron incorporados a la plataforma, entre las que se cuentan 436 documentos y 501 imágenes.

Los minisitios publicados fueron: José Toribio Medina (1852-1930), Rosario Orrego (1834-1879), Guía del Veraneante (1932-1962), Zorobabel Rodríguez (1839-1901), Publicaciones de divulgación científica (1909-1962), Ortografía en Chile (1823-1927), La Constitución de 1833, Inés Echeverría Bello (Iris) (1868-1949), La industra del salitre en Chile (1880-1930), Juventud (1911-1951), Marginalidad social en Santiago (1859-1920), Claridad (1920-1932), La sátira política en Chile (1811-1898), José Domingo Gómez Rojas (1896-1920), El Congreso Nacional de Chile (1811-1925), La cuestión de la mujer en la prensa del siglo XIX, El Partido Conservador (1823-1921), La linterna del diablo (1867-1869) (1876), y Uno de abajo (1920) de Armando Rojas Castro. Además, se sumaron dos investigaciones colaborativas: Casa chilena: imágenes domésticas, desarrollada en conjunto con investigadores de la exhibición homónima del Centro Cultural La Moneda; y Editora Nacional Quimantú (1971-1973), realizada con los investigadores Pedro Álvarez Caselli y Carlos Montes de Oca.

Además, nuevos objetos digitales como documentos e imágenes fueron incorporados a minisitios ya existentes de Memoria Chilena: Animitas, Antofagasta, Banco Central de Chile, La posición chilena durante la Gran Guerra, Clotario Blest Riffo (1899-1990), Colonización de Magallanes (1843-1953), El desarrollo de la geología en Chile, El partido liberal (1849-1966), El servicio postal en Chile (siglos XVI - XXI), Escuelas normales en Chile (1842-1974), Los orígenes de la masonería chilena (1862-1906), Mujeres tras las rejas (1835-1950), Sindicatos campesinos (1967-1973), Las vacaciones y el automóvil, La sátira política en Chile (1811-1898).

En 2020, 21.363 páginas fueron digitalizadas para su publicación en Memoria Chilena. Al igual que años anteriores, cuando una digitalización requería solamente un fragmento o una pieza de una publicación seriada, se digitalizó el volúmen completo para su publicación posterior en BNd.

Dentro de la nueva forma de trabajo de 2020, la labor de catalogación también se adaptó al menor volumen de digitalizaciones. Así, a la catalogación de 1.071 registros solicitadas por los editores, se sumó la actualización de 3.365 registros, la revisión de 227 autores de la base de autoridades de la Biblioteca Nacional, para su posterior normalización de portadillas de autor, la revisión de bibliografía de códigos de lenguje y su implementación en Marc, la revisión de la norma ISO 639-2 para marcaje de idioma de documentos y la creación de materias en tesauro.

Chile para Niños

De la misma forma que ocurrió con Memoria Chilena, el sitio web dedicado al público infantil reenfocó su labor a la revisión y reedición de antiguos minisitios y cápsulas. Así, 15 minisitios fueron reinvestigados y presentados con nuevos contenidos y objetos digitales: Las revistas de antes, La Biblioteca Nacional, El mundo de la lectura, Libros que son un tesoro, Narradores de Chile, El mundo de la poesía, Nicanor Parra, Investigadores de la naturaleza, Grandes viajes, Los primeros ilustradores, Monumentos de Chile, Rapa Nui, Mujeres de Chile, La infancia de Chile y Manuel Rojas.

Como parte de este proceso también se llevaron a cabo 18 cápsulas: Las partes de un libro, Un libro con más de 500 años, Entrevista a Marcela Paz, La poesía visual de Guillermo Deisler, Jemmy Button, Los moais de Rapa Nui, Arquitectos pioneros del Norte Grande, Un paseo por las salitreras, A la universidad, Chile de antaño, Plantas medicinales, La escritura de Manuel Rojas, Proclama de independencia, Revistas de cine, Ismena Pauchard, Una revista familiar, Anita Lizana y El Tani.

La sección de libros recomendados de Chile para Niños, narrada por el personaje de Memoriosa, se mantuvo durante el 2020 con una adaptación por la pandemia: debido al cierre de la Biblioteca Nacional, ya no se seleccionaron libros infantiles desde la sala de préstamo a domiicilio BN, sino que las sugerencias se reenfocaron a libros digitales disponibles en forma gratuita en la Biblioteca Nacional Digital y la Biblioteca Pública Digital. Durante el año se publicaron 10 recomendaciones de libros infantiles.

Laboratorio de digitalización

Las restricciones sanitarias por el COVID-19 no permitieron un funcionamiento normal del laboratorio de digitalización de la Biblioteca Nacional durante el 2020. En total, se pudieron digitalizar 51.846 imágenes: 28.402 corresponden a BNd, 21.363 a Memoria Chilena y 2.081 a solicitudes pagadas de usuarios de la Biblioteca Nacional.

A partir de marzo de 2020, se estableció un plan de teletrabajo para el personal del Laboratorio de Digitalización, que consistió en la revisión de todos los objetos digitales pertenecientes a los primeros 100 minisitios publicados en Memoria Chilena. Aquellas digitalizaciones fueron realizadas hace 20 años, con equipos y procedimientos distintos a los actuales, por lo que se propuso revisar los estándares de calidad en base a los parámetros actuales del laboratorio. Así, fue revisado el resultado de la imagen (temperatura de color, iluminación, marcas de agua); su legibilidad (tamaño de las imágenes primarias, definición del texto, enfoque) y la cohesión de la copia de publicación con el original (páginas faltantes, imágenes giradas, revisión de las opciones de visualización y OCR). Todo esto, con el propósito de hacer las correcciones necesarias para garantizar una óptima calidad de los archivos publicados. En total, fueron revisados 8680 objetos digitales, entre los que se cuentan láminas, libros, fotografías, mapas, manuscritos, planos, cartas, partituras, manuscritos, transcripciones y artículos.

Comunicación con usuarios

Un objetivo permanente de Memoria Chilena, Chile para Niños y Biblioteca Nacional Digital es aportar a la educación no formal de la ciudadanía a través de la sociabilización de información sobre la identidad, memoria y cultura chilena. Para ello, son centrales los distintos canales de difusión de nuestros recursos y contenidos son centrales.

Las redes sociales de Memoria Chilena mantuvieron una fuerte actividad en 2020 y alcanzaron una audiencia de 119.501 seguidores en Twitter y 233,287 seguidores en Facebook. Para los usuarios de estas redes se desarrollaron productos originales como 10 encabezados para redes sociales y 6 gifs animados creados a partir de patrimonio cultural común.

En el contexto de una campaña mayor para difundir contenidos y recursos digitales, nuestros sitios web también fueron incluidos en 49 noticias publicadas en diversos medios de comunicación: 6 de ellas correspondieron a Memoria Chilena, 34 a Chile para Niños y 8 a Biblioteca Nacional Digital.

En 2020 se continuó el envío de boletines mensuales a correos electrónicos de 12.186 suscriptores, inscritos a través del formulario disponible en www.memoriachilena.cl. 11 boletines fueron enviados a esta base de datos, además de 1 comunicado.

Gran parte de los contenidos que se difundieron en prensa, redes sociales y boletines están basados en noticias que publican nuestros portales. En ellas, se destacan las novedades de cada plataforma, se contextualiza el nuevo material disponible, se entregan más detalles sobre la investigación de los minisitios y se reúnen los accesos directos a nuevos objetos digitales. En 2020, se publicaron 19 de estas noticias en Memoria Chilena y 32 en Biblioteca Nacional Digital.

En el caso de Chile para Niños, las novedades fueron entregadas en la voz de Memoriosa, la niña lectora que es el personaje central del sitio web. 19 noticias fueron publicadas durante 2020, entre las que destacaron aquellas que apuntaron a acompañar y ayudar a niñas y niños en el contexto de pandemia: "Quedémonos en casa" y "Disfruta en tu casa el Día del Patrimonio", en los que se reunieron contenidos, recursos y actividades que se podían realizar en su hogar, además de "¿Qué ven desde su ventana?" y "Niñas y niños de Chile comparten dibujos y fotografías desde su cuarentena", realizadas en el marco de una campaña en los que se invitó a los lectores y las lectoras a compartir qué veían desde su casa durante los meses de cuarentena.

Finalmente, también existe el contacto directo con nuestros usuarios a través de correo electrónico. Una parte importante se recibe a través de los formularios de contacto que existen en cada uno de los sitios, en donde se puede solicitar una corrección de información, reportar archivos dañados o sugerir contenidos, entre otros. En 2020, nuestros sitios web recibieron 1028 contactos de usuarios a través de esta modalidad. Otra porción importante de correos electrónicos correspondieron a solicitudes de envío de material digitalizado en mayor resolución. El año pasado fueron enviados 1.790 archivos a 183 usuarios, mayoritariamente desde Memoria Chilena.

Por último, y como parte del servicio de reproducciones de material digitalizado, fueron enviados 1.790 archivos en alta resolución solicitados por 183 usuarios para ser utilizados en publicaciones de diversa naturaleza. De esos 25 archivos y 10 usuarios fueron solicitudes recibidas desde Biblioteca Nacional Digital y 1.765 archivos a 173 usuarios, corresponden a Memoria Chilena.